HOME · MAFREINO  

Archivos en ‘Entrada’

Post

La era del “personismo”

Entrada — 15/05/2011 — Maf.Reino

Vicente Verdú, economista y doctor en ciencias sociales por la Universidad de la Sorbona, ésta es la nueva era del personismo, un momento de comportamientos femeninos, puesto que hasta el hombre adopta una postura ante la vida que tradicionalmente ha sido más propia de la mujer. De alguna manera, en este ambiente, nos planteamos que es posible ser feliz y existe un movimiento aún primario que está dispuesto a serlo aunque haya habido corrientes de pensamiento que nos hayan intentado convencer de que ya no había remedio. Es un comportamiento infiel cuando ya apenas quedaba fe, una evolución de los valores y las creencias del día a día en un estado en el que el cambio parece ya obligatoriamente necesario. Y en este sentido, la publicidad y su ventana directa a pie de calle que es el escaparate tienen mucho que ofrecer. Marcas como Coca-Cola ya no venden un producto sino la propia felicidad. Otras como BMW o Harley Davinson ya no venden sus vehículos si no la libertad que te proporcionan tenerlos. La moda, en este sentido, te distingue del resto pero, al mismo tiempo, te hace partícipe del mundo. Consiste de alguna manera en estar solitariamente acompañados. Por tanto, “el personismo representa, en fin, el nuevo estadio de la vida cooperativa una vez agotada la democracia representativa, fundida la Ilustración, superado el capitalismo de producción, madurado el capitalismo de consumo y luciendo entre los destellos utópicos, románticos, la nueva época del capitalismo de ficción” .

Post

Selfridges

Entrada — 23/03/2011 — Maf.Reino

Durante las últimas décadas, los grandes almacenes de Selfridges han apostado por los montajes más transgresores.  Incluso en detrimento del protagonismo del propio producto, han brindado la oportunidad de contar historias con fines comerciales a artistas plásticos, audiovisuales, fotógrafos y cualquier otro tipo de profesional creativo. De esta manera, sus escaparates hacen de puente entre comercio, arte y sociedad y otorgan a este centro comercial una notoriedad incluso como evento cultural, ya que ha logrado establecerse transgeneracionalmente como un referente estético en el paisaje urbano.

Post

Lester Gaba y sus chicas

Entrada — 17/02/2011 — Maf.Reino

Cynthia

Lester Gaba fue un escultor que creó tendencia en los escaparates en la década de 1930 con los encargos que realizó para las principales tiendas de Nueva York. Este artista estadounidense cuidó hasta el mínimo detalle de sus escultóricos maniquís y, por ello, podemos considerar a día de hoy a las conocidas como “Gaba Girls” como la cumbre del hiperrealismo de los maniquís.

Gaba buscaba la máxima perfección y entonces creó a Cynthia, un maniquí con nombre propio y que el escultor llegó a llevar como acompañante en diferentes fiestas y eventos públicos. Esto hizo que Cynthia ganara tanta fama que terminaría incluso siendo portada de la revista Life y el prototipo a seguir en todos los negocios de la ciudad.

Post

La Iluminación en el escaparate

Entrada — 08/02/2011 — Maf.Reino

El escaparatista debe conocer los conceptos básicos sobre la luz para realizar su trabajo con mayor éxito según sus intenciones:

  • Luminancia: es la magnitud que mide el flujo luminoso en una dirección concreta; la cantidad de luz, por tanto, que llega a una superficie.
  • Iluminancia: es la cantidad de luz que recibe una superficie, pudiendo incidir atravesándola o siendo reflectante en mayor o menor medida. El lux es la unidad de iluminancia del Sistema Internacional y, para un escaparate, se aconseja como norma general un nivel de iluminancia que oscile entre 2.000 y 5.000 lux.
  • Temperatura de color: hace referencia a la apariencia del color según la luz existente. Es clave por tanto a la hora de crear una atmósfera acorde con lo que se expone. Su unidad de medida es el kelvin y, dependiendo de cada caso, se aconseja una temperatura de color más fría (sobre los 4.700º K) para ambientes de estética más tecnológica, una temperatura media (alrededor de los 3.000º K) para los casos de ropa y accesorios y, finalmente, una temperatura más cálida (entre 2.700º K y 2.300º K) para locales de alimentación.
  • IRC (Índice de Reproducción Cromática): es la capacidad que tiene una fuente de luz para reproducir fielmente los colores que alumbra. En el escaparate se suele recomendar un IRC aproximado de 90-100, el cual se corresponde por ejemplo a un tipo de lámpara incandescente o alógena.
  • Sombras: éstas en realidad no son una propiedad de la luz en sí, sino todo lo contrario. La sombra se genera por la intercepción de la luz por un cuerpo mínimamente opaco. En ocasiones se puede contar con ella intencionadamente para, por ejemplo, resaltar relieves de figuras concretas o generar ciertos volúmenes. Pero, en cambio, ciertamente es un elemento que puede alterar la composición si su existencia no está justificada. Para evitar estas situaciones habrá que contar con una iluminación general que diluya las sombras.

Post

Walker Evans

Entrada — 22/01/2011 — Maf.Reino

La simplicidad compositiva de Walker Evans consigue resultados óptimos a la hora de plasmar la atmósfera de la época que vivió. Retrató la sociedad norteamericana basándose en escenas básicas de su vida diaria. Una realidad a menudo cruda en un contexto imposible de evitar.

Con estos objetivos, este fotógrafo estadounidense cuenta con una amplia serie de imágenes de temática comercial. Con ellas podemos entender cómo se vendían al exterior los locales comerciales en la Norteamérica de Evans. Normalmente se trataba de edificios toscos cuya arquitectura no facilitaba la apertura al exterior de la tienda por lo que, como podemos observar gracias al legado de Evans, eran necesarias diferentes estrategias publicitarias como puede ser el fuerte apoyo de elementos gráficos anunciando lo que en el interior se podía encontrar.

Post

Características del Escaparate Apelativo

Entrada — 07/12/2010 — Maf.Reino

La filosofía del Escaparatismo Apelativo supone una puesta en escena que reúna los siguientes valores:

  • Apelativo, el mensaje: pretenderán llamar la atención de cualquier individuo que se acerque incluso involuntariamente.
  • Didácticos, el mensaje social: siempre debe existir una lectura moral que haga referencia a cuestiones sociales protagonistas en los modos de vida urbanos contemporáneos.
  • Estético, la forma del mensaje: la presentación del mensaje ha de ser especialmente cuidada. Dentro del marco de espectacularidad correspondiente en cada caso, debe apoyar y fomentar la transmisión de todos los valores aquí definidos.
  • Publicitario, el mensaje comercial: el escaparatismo pretende, desde el principio, vender un producto material o abstracto mediante el convencimiento de la particularidad de lo exhibido.
  • Reflexivo, el sabor del mensaje: habiendo presenciado el montaje, éste deberá haber sido lo suficientemente claro y contundente para que origine en el receptor una consecuencia reflexiva que le lleve más allá del tiempo de exposición frente a él.

Post

La ciudad como espacio práctico

Entrada — 01/11/2010 — Maf.Reino

UN ARTE CONTEXTUAL

CREACIÓN ARTÍSTICA EN MEDIO URBANO, EN SITUACIÓN, DE INTERVENCIÓN, DE PARTICIPACIÓN
PAUL ARDENNE

Ardenne trata el arte contextual desde el marco fundamental del binomio ciudad-modernismo. Dice que la ciudad es la propiedad natural de la cultura occidental y además, añade, el medio urbano parece reservado más que cualquier otro al arte.

Leer más »

Post

Las 8 respuestas de este proyecto

Entrada — 29/10/2010 — Maf.Reino

  • QUIÉN: Miguel Ángel Fernández Reino, licenciado en Comunicación Audiovisual. Con intereses estético-prácticos y un objetivo artístico principalmente social.


  • QUÉ / PARA QUÉ: Escaparatismo apelativo. Subrayar el escaparate como lugar de exhibición aprovechando su naturaleza eminentemente expositiva dentro del espacio público. Finalidades sociales (y comerciales) frente a espectadores aleatorios.


  • POR QUÉ: En proyectos anteriores de diferentes géneros me he centrado en mensajes dirigidos a un público muy general con el objetivo de, aunque en principio no esté predispuesto a ello, provocar en él o en ella una reacción al respecto. Se trata de mensajes que quieren recordar ideas básicas que con la evolución de las sociedades contemporáneas estamos dejando a un lado o incluso olvidando, como pueden ser por ejemplo la integridad personal o las relaciones humanas. En este contexto, veo el escaparate como una plataforma perfecta para conseguir estos objetivos.


  • CÓMO: Exposiciones comerciales en escaparates con un trasfondo artístico que vaya más allá del fin lucrativo. Podría llegar a entenderse como instalaciones artísticas camufladas de escaparates comerciales, pero sin olvidar la importancia del contexto y la coherencia entre el mensaje artístico y el fin económico.


  • CUÁNDO: Tras una investigación histórica de este espacio,  aplicar esos conocimientos adquiridos a los objetivos marcados y finalmente recopilar todo ello en casos prácticos. El momento de exposición es totalmente atemporal debido a la universalidad de los mensajes.


  • DÓNDE: Dependiendo de intenciones concretas, en diferentes zonas de la ciudad y en diferentes clases de comercios, pero siempre dentro de escaparates.


  • PARA QUIÉN: En principio, para cualquier espectador general y aleatorio que se detenga a mirar el escaparate, sin la necesidad de que esté predispuesto a ver una pieza artística. Cualquier calle o centro comercial es puro espacio público así que cualquier viandante puede convertirse en espectador. Aunque también es cierto que existe cierta selección de su perfil en base al tipo de comercio en el que trabajemos.


  • CUÁNTO CUESTA: Dependiendo de la complejidad de cada caso el presupuesto será mayor o menor, aunque no debería ser mucho más alto que el gasto necesario al construir un escaparate “tradicional”. La importancia del mensaje en principio modificaría más la estructura y enfoque del conjunto que los materiales empleados. El montaje no debería suponer tampoco un gran derroche de medios ya que estamos hablando de espacios reducidos, por lo que tampoco hay posibilidad de construir instalaciones monumentales. Aunque es cierto que sí podría ser necesario el apoyo de diferentes perfiles de profesionales dependiendo del protagonismo de, por ejemplo, dispositivos técnicos. En cuanto a la financiación, tratándose de una herramienta de marketing para el negocio en cuestión, debería llegarse a un acuerdo con el propietario del establecimiento para que aportara el patrocinio del proyecto.

Post

Octavio Paz y Marcel Duchamp

Entrada — 08/10/2010 — Maf.Reino

Lectura: OCTAVIO PAZ Y MARCEL DUCHAMP: CRÍTICA MODERNA PARA UN ARTISTA MODERNO

  • El ready-made
  • La necesidad de la modernidad:
    • “El arte es una tradición en contra de sí misma”
  • LA MIRADA CIRCULAR
    • el espectador participa en la obra al observarla
  • El erotismo de la exhibición escaparatística